Los cambios en la industria musical tardan pero llegan. Los Premios Grammy son un reflejo de eso. Neil Portnow, el presidente de la Academia de Grabación anunció que dejará el cargo cuando finalice su contrato en julio de 2019. El ejecutivo había dicho que las mujeres debían dar un paso adelante para tener más lugar en la música. Sus comentarios sexistas en respuesta a la poca presencia femenina en los Grammys y su confrontación con la cantante Pink (que quedó nominada este año) desataron una ola de críticas y un pedido de renuncia de las ejecutivas del sector musical.