Así amaneció la calle Rubén Dario y la 9a avenida sur de San Salvador, ayer. / Juan Carlos Villafranco

Una disminución de labores de la Asociación Salvadoreña de Trabajadores Municipales (Astram) provocó que las calles del Centro Histórico de San Salvador y los alrededores de la Universidad de El Salvador amanecieran con promontorios de basura.

Solo en el centro capitalino, las moscas y el mal olor empezaron a hacer estragos, ayer en la mañana.

En las inmediaciones de la explaza Hula Hula, sobre la calle Rubén Darío, Ricardo Gutiérrez llegó con su camión cargado de cabras para vender leche, en la mañana.

Pero la oferta es distinta porque va acompañada del mal olor de un cúmulo de basura que hay enfrente del lugar habitual de su venta.

Una escena similar se observaba en la misma calle, donde la vendedora de ropa, Consuelo Durán, abre su negocio, pero decide barrer el espacio enfrente para que sus clientes se acerquen.

El secretario de finanzas de Astram, Alfredo Cartagena,  explicó ayer que han optado por hacer menos viajes con los camiones recolectores de basura, hasta que la alcaldía de San Salvador ceda a sus peticiones.

“Hoy de pronto hemos ejercido algunas medidas de presión, cierres de calle, una vigilia, y el día de ahora tomamos la medida que los trabajadores sí salieron, pero a los que echan tres viajes en el día nosotros les recomendamos que echen un viaje para hacer presión a la administración”, dijo Cartagena.

Agregó que su principal demanda es que las retenciones legales que les hacen no son trasladadas a las instituciones. Solo en descuentos del Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS), calculan que la alcaldía adeuda unos $300,800.

Otra de las demandas es que la alcaldía no privatice los servicios de recolección y barrido de calle.

“Les pedimos disculpas a la ciudadanía porque es quien nos paga y es quien siente lo más fuerte”, reflexionó.

Al consultar a la alcaldía, la gerencia de comunicaciones dijo a este medio que hasta anoche, la junta directiva de desechos sólidos evaluaba la contratación de empresas para recoger la basura, pero para ello deben hacer una declaratoria de urgencia.

La gerencia también dijo que no fueron todos los sindicalistas, quienes apoyaron la medida “hay otros que sí están recogiendo”, dijo la fuente.

Para hoy se prevé que la comuna capitalina informe cuál será el plan para evitar más promontorios de basura.

 

También la 4a calle Poniente y la 7a avenida Sur de San Salvador tenía promontorios de basura. / J.C.V.

 

Sobre la Diagonal Universitaria, el panorama no era distinto: acumulación de basura. / Juan Carlos Villafranco

 

Los vendedores del centro de San Salvador afirman que no se recoge la basura desde el sábado, esta fue la vista en la 4a calle Poniente. / J.C.V.

La entrada La capital se llena de basura se publicó primero en Diario El Mundo.