Washington, Estados Unidos.

El Fondo Monetario internacional (FMI) y la Administración para el Control de Drogas (DEA) de Estados Unidos reconocieron ayer los logros alcanzados en Honduras durante la actual administración de Gobierno.

Esto lo dieron a conocer las máximas autoridades del FMI y de la DEA en reuniones con el presidente hondureño Juan Orlando Hernández, quien ayer inició una gira diplomática en Washington.

El mandatario primero tuvo una junta con Preston Grubbs, director interino de la DEA.

Luego se reunió con Christine Lagarde, directora del FMI.

Como parte de la agenda de su gira, el presidente aborda temas de seguridad, lucha anticorrupción, finanzas y migratorios.

Preston Grubbs, director interino de la DEA, junto con Juan Orlando Hernández, presidente de Honduras.

RespaldoDurante el encuentro con Lagarde, directora del FMI, el presidente Hernández solicitó el apoyo del Fondo para la implementación de un sistema integral de lucha contra la corrupción que dé paso a una nueva cultura por la transparencia de un estado abierto.

Mediante un comunicado, Lagarde expresó la importancia de capitalizar los logros de Honduras, fortaleciendo el marco institucional para mantener la estabilidad macroeconómica, mejorar la transparencia y la eficiencia del gasto público, así como generar las condiciones adecuadas para reducir la pobreza.

“Con el presidente Hernández discutimos los últimos desarrollos económicos mundiales y regionales y sobre la economía de Honduras, lo que se ha logrado y los desafíos que enfrenta”, dijo.

Lagarde agregó: “Nosotros en el FMI estamos listos para apoyar a Honduras y su pueblo a construir un futuro más próspero”.

La directora del FMI especificó que el apoyo para Honduras será para continuar la lucha contra la corrupción y lograr un crecimiento más alto e inclusivo.

Reunión entre la delegación de Honduras, encabezada por el presidente Hernández, y miembros del FMI.

Liderazgo“Nos satisface las expresiones de parte de la directora de cómo Honduras es ejemplo en haber puesto en orden su casa y gozar de un prestigio nacional e internacional en el tema macroeconómico que traerá resultados muy positivos”, afirmó.

El mandatario propuso a Lagarde trabajar de forma conjunta con el FMI en una serie de temas que permitan fortalecer la transparencia, por lo que se acordó que una delegación viajará a Honduras para establecer una hoja de ruta conjunta.

“Nosotros ya tenemos un equipo trabajando la estrategia de transparencia que se va a reunir con dicha delegación para hacer un planteamiento propio para Honduras, eso lo llevaremos en paralelo en otros temas que estamos trabajando de forma conjunta con fondo”, dijo el presidente.

El presidente Hernández y Marlon Tábora junto con las autoridades de la DEA durante la reunión de ayer.

SeguridadHernández, en su reunión con Preston Grubbs, director interino de la DEA, le planteó hacer un reajuste para mejorar la estrategia antidrogas que Honduras y este país norteamericano lideran de forma conjunta.

Además de Grubbs, en la reunión estuvo presente Anthony William, jefe de operaciones de la DEA.

El mandatario hondureño se mostró satisfecho de que la DEA reconozca los avances Honduras en la lucha contra el crimen organizado convirtiéndose en referente a nivel regional.

“Es importante que hagamos un alto en el camino, poder ver los logros que de hecho han sido significativos en la lucha contra las drogas y reformular la estrategia no sólo para Honduras sino para la región”, consideró el presidente.

Hernández señaló que “es reconocido que se ha incrementado sustancialmente las plantaciones de coca en Sudamérica y esa droga va pasar por algún lugar de Centroamérica hacia el norte y tenemos que redefinir la alianza Honduras- Estados Unidos, pues este ilícito muta y cambia y tenemos que reflexionar para hacer un replanteamiento”, indicó el mandatario.

Más esfuerzosHernández detalló que durante la semana se reunirá con otras agencias de seguridad y defensa en Estados Unidos para establecer una nueva hoja ruta y reevaluar cómo se mueven las organizaciones de crimen organizado en la región.

Aseguró que el componente de la DEA es uno, pero a la par se debe combatir junto con el FBI las maras o pandillas, con apoyo del Departamento de Estado y otras agencias de seguridad e inteligencia para tener una hoja de ruta entre ambos estados.

El mandatario se mostró satisfecho de que la DEA reconozca los avances de Honduras en la lucha contra el crimen organizado, siendo referente a nivel regional.

LegalizaciónEste día el presidente hondureño continuará su gira en Washington, en la cual también realiza una ofensiva diplomática, por lo que se reunirá con senadores, congresistas y miembros del Departamento de Seguridad de los Estados Unidos, a fin de lograr que los hondureños que trabajan y pagan impuestos en ese país puedan regularizarse y trabajar tranquilamente.

La primera dama, Ana García, quien acompañó al presidente, reveló que el Gobierno renovará convenio con abogados para asesorar a hondureños con Estatus de Protección Temporal (TPS), el cual ya no será renovado y expirará definitivamente el cinco de enero de 2020.

Además, dio a conocer que hay 47 casos de menores que fueron separados de sus padres al llegar irregularmente a Estados Unidos.