La fortaleza de sus piernas y la pasión por el ciclismo lo llevaron a cruzar fronteras y participar en torneos internacionales para representar a Nicaragua. Sus allegados lo describen como un destacado deportista, defensor de las injusticias y líder nato. Christian Fajardo es uno de los presos políticos, que el régimen del presidente designado, Daniel Ortega, ha castigado por denunciar la represión en contra de la ciudad de Masaya.

El nombre de Fajardo empezó a resonar en Masaya cuando se puso al frente, junto con otros jóvenes, del Movimiento 19 de Abril de esa ciudad, después que una marcha de jubilados fuera reprimida por grupos de antimotines y que el barrio de Monimbó se alzara contra Ortega.

Su voz se escuchó más cuando, a través de un comunicado, el Movimiento propuso la conformación de una junta de salvación nacional ante la demanda de la salida de Ortega por parte de la mayoría de los nicaragüenses. Sin embargo, participar en las protestas cívicas tuvo un precio para Fajardo, quien ahora enfrenta cargos por financiamiento al terrorismo, crimen organizado y entorpecimiento de servicio en contra del Estado de Nicaragua y la sociedad nicaragüense.

Christian Fajardo se destacaba en las competencias de ciclismo, incluso, llegó a representar al país a nivel internacional. LAPRENSA/CORTESÍA

Lea además: Detienen a Christian Fajardo, dirigente juvenil de Masaya 

Aunque Fajardo y su esposa, María Adilia Peralta, enfrentan delitos que parecieran de criminales muy peligrosos; su historial de vida muestra a jóvenes formados académicamente, honestos y esforzados. Los amigos de infancia y universidad de Fajardo aseguran que los delitos que le imputan a la pareja son falsos.

Un amigo de infancia de Fajardo, quien solicitó identificarse como Alexander, recuerda la personalidad extrovertida de Cristhian y la resistencia inquebrantable para practicar deporte.

Jean Paul, excompañero de clases, cuenta que el joven se destacaba tanto en las clases de la carrera de Administración de Empresas, que la universidad lo becó para estudiar en México durante seis meses. Es decir, no solo era uno de los mejores ciclistas del país, razón por la cual su nombre se encuentra en archivos de los diarios nacionales.

El integrante del Movimiento 19 de Abril de Masaya, Christian Fajardo, mientras recibía un trofeo en una de las competencias de ciclismo. LAPRENSA/CORTESÍA

Lea también: Orteguismo pone precio a la cabeza de líder del Movimiento 19 de abril de Masaya 

Emprendedurismo

Un amigo de Chistian Fajardo de 37 años, quien también solicitó guardar su identidad por temor a represalias contra su familia, contó que Fajardo se dedicaba a administrar su hotel y los negocios de la familia. Ese mismo negocio fue quemado la noche del 19 de junio por un grupo de encapuchados. Antes del 18 de abril, nadie le conocía enemigos a Cristhian, pero con su activismo dentro de la lucha cívica, pronto, su cabeza llegó a tener un precio: cincuenta mil córdobas. Pese a contar con medidas cautelares, fue detenido el 22 de julio, después del feroz ataque en contra del pueblo indígena de Monimbó.

La entrada Christian Fajardo pasó de ser ciclista destacado a preso político de Ortega y Murillo aparece primero en La Prensa.